ALQUILER DE TRASTEROS EN MADRID 91 875 87 07

“…La primavera la sangre altera”. Que cierto es, que cuando llega la primavera vemos el día de otro modo. La luz, la naturaleza, la temperatura,… todos esos cambios nos hacen percibir las rutinas diarias con mucha más expectativa. Quizás, la perspectiva de ver como se acerca ese periodo de alegría que representan las vacaciones, los viajes, las actividades al aire libre…

 

Todo son cambios apetecibles. Incluso el cambio de vestuario. Los modelos mucho más cómodos que nos hacen pensar que andamos mas rapido, mas ligeros. La casa con las ventanas abiertas y la sensación de brisa invadiendo los pasillos y las habitaciones.

 

En primavera hay que concienciarse de todo lo que nos viene por delante y organizarnos para no perdernos todos esos cambios. Hay que evitar que la dinámica de vida invernal nos robe el espíritu con el que debemos inspirarnos para aprovechar al máximo la primavera y el verano. Una buena forma de lubricar ese espíritu, será practicar muchos cambios en los hábitos de vida, como salir más a pasear, acudir a los eventos culturales de verano, pasar buenos ratos en terrazas, incorporar nuevos platos en tu dieta, la ropa que usas, etc…

 

Puede resultar muy motivador, practicar cambios también en la decoración. Incorporar adornos florales, nuevos manteles y vajillas bonitas para la mesa. Cambiar de edredón o colchas en las camas… Y como no, llevarnos al trastero toda la ropa y cosas que nos recuerdan al invierno para dejar mucho sitio a las que nos toca usar ahora. Gracias al trastero, podemos liberar mucho espacio en casa y ganar quizás, una habitación para recibir visitas o hijos, que vuelven después del curso a recuperar fuerzas con los buenos cuidados de los padres.

 

Guardar tus cosas en cajas de almacenaje

 

Incluso si tienes pensado alquilar tu piso en verano, proteger en tu trastero cosas que no quieres que estén a merced de la suerte mientras los inquilinos ocupan tu casa. Además, con el nuevo servicio de almacenaje por cajas Quickbox puedes elegir el espacio exacto que necesitas cuando no precisas tanto espacio o prefieres que te lo recojan en casa.

 

Lo importante es motivarse y tener energía positiva para transformar en proyecto todos los cambios que podemos experimentar en primavera y verano para llenarnos de ilusión y felicidad.